Tag Archive: Mal



Tiempo de lectura: 6 min. Video: 2 min.

Una noticia me sorprendió hace pocos días en televisión.  Se trata dela oleada de robos que está ocurriendo en toda Europa gracias al método BUMPING.  Es realmente fácil, cualquiera puede aprenderlo en pocos minutos y no se necesita nada raro, ni ganzúas, ni aparatos electrónicos, ni hay que romper nada. Pero lo peor es que después del robo, al no existir violencia, las aseguradoras se niegan a responder.  Pero… ¿en qué consiste el BUMPING? Vamos a verlo con un vídeo:

Como veis, es sencillísimo.  La llave maestra debe encajar en la cerradura (ahí tienen  que ver las ranuras laterales), luego se le rebajan un poco las muescas, se le corta un trozo pequeño de la parte delantera y ¡lista!  Sólo queda introducirla en la cerradura objetivo y aplicar un golpecito seco.  La cerradura se abre sin problemas.  Bueno, eso es lo que dicen, yo no lo he probado…

Ahora es cuando empieza el dilema.  Al no existir violencia física, las aseguradoras se niegan a responder, ya que dicen que se trata de HURTO y no de ROBO.  Podrás entablar mil discusiones con la compañía de seguros, pero para llegar a alguna parte deberás seguir los siguientes pasos:

  1. Denunciar el robo ante la policía, ellos nos darán un escrito que se llama “diligencia”.
  2. Enviar una copia de la diligencia al seguro, alegando que te han robado y que solicitas el reintegro de lo robado.
  3. La compañía se negará a resarcir lo sustraído, alegando que e trata de hurto y no de robo, con lo que no está contemplado en la póliza.
  4. Ahora nosotros enviaremos una réplica, adjuntando una copia de los artículos 238 y 239 del código penal, que reproduzco a continuación:

Artículo 238. Son reos del delito de robo con fuerza en las cosas los que ejecuten el hecho cuando concurra alguna de las circunstancias siguientes:

  • Escalamiento.
  • Rompimiento de pared, techo o suelo, o fractura de puerta o ventana.
  • Fractura de armarios, arcas u otra clase de muebles u objetos cerrados o sellados, o forzamiento de sus cerraduras o descubrimiento de sus claves para sustraer su contenido, sea en el lugar del robo o fuera del mismo.
  • Uso de llaves falsas.
  • Inutilización de sistemas específicos de alarma o guarda.

Artículo 239.  Se considerarán llaves falsas:

  • Las ganzúas u otros instrumentos análogos.
  • Las llaves legítimas perdidas por el propietario u obtenidas por un medio que constituya infracción penal.
  • Cualesquiera otras que no sean las destinadas por el propietario para abrir la cerradura violentada por el reo.

Por lo tanto, si nuestra puerta estaba CERRADA y alguien la ha abierto mediante el bumping,  como quiera que la llave del supuesto ladrón no es la tuya, habrá usado un método distinto del habitual para abrir la puerta, siendo reo del delito de ROBO.   En este caso, el seguro está obligado a resarcir lo sustraído, a razón de los objetos descritos en la diligencia, así que sed muy cuidadosos con lo que le contáis al policía de turno.

Yo envié la ley al seguro y me pagaron todo lo que me robaron.

La verdad nos hará libres.


Se impone un cambio.  Pero no un cambio tímido, de esos que de tan leves apenas si se dejan notar.  Se impone EL cambio, el cambio con mayúsculas, la ocasión que todos estábamos esperando.  La situación actual nos obliga a dar un giro radical al devenir de los acontecimientos y si no, vamos a ver algunas razones:

  • El que tiene el dinero, tiene el poder.
  • El que tiene el poder, decide sobre las vidas de los que no lo tienen.
  • Los que mandan siempre son los mismos.
  • Si no tienes dinero, nunca tendrás poder.

 

Libertad guiando al pueblo.  Delacroix.

Libertad guiando al pueblo. Delacroix.

 

No debemos permitir que el mundo siempre esté en manos de unos pocos, que sean otros los que decidan el destino de las masas, nuestro destino, TU destino.  Muchos de nosotros vivimos en la ignorancia del grandísimo tinglado que hay montado a nuestro alrededor, del ingente tejemaneje que controla todo lo que nos rodea… los mercados, los precios, los salarios, los impuestos… todo está fríamente calculado para aumentar las riquezas del que ya es adinerado, para mantener el status quo que sólo beneficia a unos cuantos mientras que nosotros, tú y yo, seguimos alimentándolos con nuestra sangre.

Rebelémonos.  Digamos NO al ultraje, al robo a mano armada que practican a diario los poderosos.  Levantémonos contra los abusos de los bancos, de los gobiernos, de las grandes corporaciones.  Todas estas instituciones están siempre controladas por los mismos, por una élite que lo único que ha hecho en su vida es heredar la posición económica de sus ancestros, sin ninguna clase de esfuerzo todo les viene dado de manera gratuita.

Denunciemos.  Pero no a las autoridades, que están corruptas, cubiertas con la ponzoña del engaño y la traición.  Digámonos unos a otros la verdad, compartamos las realidades con nuestros familiares y amigos, que todos sepan de la gran mentira que estamos viviendo.  Hace unos miles de años, varias personas que habían quedado al cuidado del rebaño mientras los demás iban a cazar se apoderaron del ganado armados con palos y piedras.  Sus descendientes aún siguen siendo los amos del rebaño, precisamente los únicos que no trabajan son los únicos que se benefician del fruto del trabajo del resto.

Armémonos.  Pertrechémonos con la lanza del conocimiento y cubrámonos con el yelmo de la razón.  Nuestras bombas serán las pancartas, nuestras espadas, los discursos.  ¡Qué mejor munición que las palabras! Inagotables, imbuidas del poder que la verdad les otorga, atravesarán los escudos de la élite para desbancarlos de sus pedestales.

Viva Wikileaks.
Viva la Rebelión.
Viva la Verdad.

La Verdad nos hará libres.

La verdad sobre las religiones


“Mil monjes, mil religiones”.  Esto es lo que reza a la entrada del Potala, el complejo de templos más importante del Nepal.  Quiere decir que cada uno sentirá y entenderá la religión de forma diferente al vecino, por mucho que profesen el mismo credo.  Ahora bien, ya que todas las religiones del mundo se auto-proclaman como verdaderas, vamos a ver que grado de coincidencia hay entre ellas mediante un resumen de sus credos:

religiones

Ahora, extraigamos algunas conclusiones:

  • Parece que existe un único Dios, aunque se manifieste de diferentes maneras.
  • Todo lo que existe, proviene de Dios.
  • Dios siempre habla a través de un profeta, de un hombre, ya sea oralmente o inspirando textos sagrados.
  • Nuestras acciones presentes determinarán nuestra vida futura, ya sea antes o después de la muerte, haya juicio o no.
  • Hay que portarse bien.  No hace falta ser un santo, parece que con no dar mucha guerra es suficiente.

Nos planteamos entonces… ¿Es necesario seguir obligatoriamente a una de estas grandes corrientes?  Evidentemente son guías para llevar una vida recta, pero si aplicamos los preceptos básicos, que son los mismos en todas las religiones, ¿no podremos también alcanzar la salvación?

Mil monjes, mil religiones.

La verdad nos hará libres.

La verdad sobre el Mal


Me resulta difícil imaginar algo tan presente en el mundo como el Mal.  Sí, el Mal con mayúsculas, el Mal de verdad.  Thomas Hobbes popularizó una cita de Plauto que dice que “El hombre es un lobo para el hombre”, lo que significa que el mayor mal de la humanidad es la propia humanidad.  ¿Está en nuestra condición de ser humano el hecho de ser malo?  Vamos a analizarlo desde varios putos de vista.

el malo

El Mal como egoísmo.

El instinto de supervivencia nos obliga en ocasiones a ser egoístas, a quererlo todo para nosotros mismos, a acaparar recursos para nuestra familia, etnia o nación.  Este instinto es un mecanismo de defensa ante los tiempos de escasez, determinando el Bien y el Mal según nuestro propio criterio, lo que es bueno y malo para nosotros mismos.  Pero el hombre posee raciocinio, lo que le permite (en la mayoría de los casos) estar por encima de ese instinto.  Sólo en casos de exterma necesidad se impone el instinto a la razón.

El Mal como asuencia del Bien.

Hay quien dice que el Mal como tal no existe, sino que se trata de una ausencia del Bien.  Como si se tratara de la luz y la oscuridad, la oscuridad en si no tiene fundamento ya que se trata de la ausencia de luz.  Si esto fuera cierto no habría personas malas, todos seríamos más o menos buenos (algunos, nada buenos).  Esto está relacionado con el “Problema del mal”.

El Mal como demostración de superioridad.

A veces los poderosos no tienen otro mérito para serlo que imponer la fuerza.  Estos líderes se ven obligados a imponerse al resto del grupo a través de la destrucción de la imagen de otros (o directamente al otro) para resaltar la suya y a abusar de su autoridad sobre los más indefensos.  Sienten envidia hacia los demás porque se sienten inferiores a ellos, padecen un “complejo de inferioridad“.  Suele darse en personas que ocupan cargos inmerecidamente o que han llegado a ellos mediante artimañas.

El Mal como placer.

Otros se sienten bien causando males a sus semejantes.  No son malvados como medio para conseguir sus objetivos (robar para obtener riqueza), sino que para ellos el Mal es el fin en si mismo.  Diversas situaciones vividas me han llevado a pensar que, a veces, no hay otra explicación para el mal que alguien está produciendo en otro, simplemente “le gusta” hacer la puñeta.  Curiosamente, hay más de estos que de los egoístas o de los que padecen el complejo de inferioridad…

Luchar contra el Mal no es fácil, ya que es ir en contra de los instintos más basicos del ser humano.  Siempre ha habido, hay, y seguramente siempre existirá el Mal.  A veces no podremos evitarlo y tendremos que convivir con él.  Es en estas ocasiones cuando más puede afectarnos, así que pertrechémonos con una coraza de esperanza y armémonos con la lanza del valor para retarle a un duelo a muerte en que podamos, al menos, convencerle de que el Mal no compensa.

La verdad nos hara libres.

A %d blogueros les gusta esto: